Banca ciudadana

El objetivo es sumar 300.000 microemprendedores a fines de 2011. Se trata de una inédita experiencia de gestión asociada entre organizaciones sociales, Estado nacional y local y decenas de miles de pequeños emprendimientos asociativos.

La economía solidaria tiene arraigados exponentes de su actividad transformadora de nuestra realidad desde hace más de cien años. A fines del siglo XIX y principios del XX nacieron y se expandieron innumerables emprendimientos de ese espacio organizativo, que se basa en el apoyo mutuo, la cooperación, la solidaridad y la democracia asociativa. La difusión de los principios del cooperativismo, en sus muy diversas modalidades, y del mutualismo se multiplicó, con el transcurso de los años, proyectando la presencia de unidades de producción y consumo alejadas de los esquemas básicos del capitalismo, signados por el individualismo, la maximización de la ganancia, la explotación social y el egoísmo.

UNA MIRADA ÉTICA SOBRE LA ECONOMÍA

La Banca Ética, que prioriza la rentabilidad social sobre la económica, es una buena alternativa. No ya a esta coyuntura de crisis, sino a un sistema que produce desigualdad y exclusión.

Parte de una mirada ética a nuestra realidad y de experiencias prácticas realizadas en el ámbito de la Economía Solidaria. Esa mirada y esa praxis ponen en el primer plano a las personas y, a partir de ellas, nacen propuestas para construir una sociedad más justa. La Banca Ética hace una llamada a la responsabilidad individual y comunitaria. Y propone alternativas reales y asequibles a cualquier persona o grupo ciudadano.

Breve introducción al contenido del libro

PERU SASIA
Director general de banca ética fiare

Pie de página

Promueve

Tema & Diseño por Investic con Drupal
Distribuir contenido