M. en A. José Luis Gutiérrez Lozano*Derechos consumidor

En uno de los nuevos y visualmente muy atractivos espacios de reunión –que los jóvenes llaman antros- en la elegante zona norte de la ciudad de Aguascalientes, un grupo de chicas y chicos mostraron el volante promocional del lugar al momento de pedir lo que habrían de consumir. En el volante se podía leer claramente la oferta de ese fin de semana: “Cinco botellas de bebida nacional por $500”. El mesero, al llevarles las cinco botellas, sus respectivas cubetas de hielo y refrescos, les llevó también la cuenta para que fuera cubierta al inicio, conforme acostumbran en dichos lugares. El cargo por el servicio era de $2,500, por cinco botellas a $500 cada una, con refrescos y hielo incluido.