Artículo publicado por Oikocredit Catalunya

Los datos del PNUD sobre el Índice de Desarrollo Humano nos muestran unas cifras desoladoras y alarmantes, a la vez que nos animan a profundizar en la línea de la economía social y solidaria. Las conclusiones del estudio dejan claro que el trabajo es la clave por el progreso humano, pero que también hay que mejorar las condiciones de las personas trabajadoras, en general, y la protección social. 

Los 188 países que se analizan están divididos en 4 franjas según este indicador. Es especialmente alarmando que, dentro de los 49 países con un desarrollo "muy alto", haya países donde un tercio de la población está en situación de pobreza y exclusión social, así como también que países con mucha emigración y éxodo de refugiados debido a las malas condiciones se encuentren por encima de la "media mesa". 

Esto nos aporta la idea que los países desarrollados sólo son una parte muy pequeña del conjunto y de cómo de alarmante tiene que ser la situación a los últimos 43 Estados. Una de las principales dificultades es que la mayoría de países del mundo tienen un índice *baixíssim. 

Hay que constatar, también, un gran desequilibrio territorial. Excepto pocas excepciones, los primeros 30 países son europeos o norteamericanos, mientras que los 10 países menos desarrollados son africanos: Burundi, Guinea, la República Centroafricana, Eritrea, Malí, Burkina Faso, el Chad, Mozambique, la República Democrática del Congo y, cerrando la lista, el Níger. 

Desde Oikocredit aportaremos nuestro humilde *gra de arena al potenciar el desarrollo sostenible de los países más empobrecidos del mundo, fomentando la economía social y solidaria para combatir estos datos y las desigualdades Norte-Sur. 

No obstante, esto lo haremos también con una especial mirada a un nuevo problema: el alta pobreza en el primer grupo de países, que trataremos junto con las otras entidades de Finanzas Éticas de nuestro país, así como a través de las diferentes redes de Economía social y Solidaria en las que participamos.