Con el objetivo de ayudar a los consumidores en pleno periodo de rebajas, WWF lanza una nueva web de consumo responsable www.eurotopten.es mucho más intuitiva, moderna y actualizada con los nuevos productos del mercado más respetuosos con el planeta, en base a criterios de eficiencia energética

Apenas unos días después de cerrar el año más cálido de la historia, superando incluso a 2015 por 0,2ºC, y en alerta por el inminente desprendimiento de un gran iceberg de 5.000 kilómetros cuadrados en la Antártida, WWF recuerda la importancia de fomentar hábitos de consumo más sostenibles, que permitan reducir el uso de energía y la cantidad de emisiones contaminantes a la atmósfera. Entre otras medidas, la organización anima a los ciudadanos a reducir su consumo de electricidad apostando por los electrodomésticos más eficientes incluidos en el proyecto Eurotopten.

Con el objetivo de ayudar a los consumidores en pleno periodo de rebajas, WWF lanza una nueva web de consumo responsable www.eurotopten.es mucho más intuitiva, moderna y actualizada con los nuevos productos del mercado más respetuosos con el planeta, en base a criterios de eficiencia energética, calidad y su impacto sobre la salud y el medio ambiente. Como herramienta de comunicación, ayuda al consumidor a comprender cómo nuestras decisiones de compra influyen sobre el consumo de energía y el cambio climático, y lo que se puede hacer a título personal para reducir nuestra huella de carbono.

Los electrodomésticos y productos nuevos deberían utilizar la menor cantidad posible de electricidad para realizar sus funciones. Sin embargo, hay grandes diferencias en el consumo energético de los distintos productos y electrodomésticos disponibles en el mercado y es ahí donde el proyecto europeo Eutotopten de WWF ayuda al consumidor, especialmente en este periodo de compras, pero también durante todo el año.

Además de estos consejos de compra responsable, Georgios Tragopoulos, Técnico de Eficiencia Energética de WWF España, subraya: ‘En este periodo de consumo desmedido, pedimos a todos los consumidores que antes de adquirir un nuevo electrodoméstico piensen si realmente lo necesitan y tengan en cuenta su impacto en el medio ambiente. Por ejemplo, los 220 millones de televisiones que se venden cada año mundialmente generan unas 200Mtn CO2’.

Y concluye Tragopoulos: “Ya no podremos revertir el cambio climático pero sí estamos a tiempo de reducir su impacto y tener una mayor capacidad de adaptación al mismo. Para ello, hay que dejar de quemar combustibles fósiles y minimizar los desperdicios sólidos, líquidos y, sobre todo, las emisiones de gases de efecto invernadero. En este cambio de hábitos, los equipos eléctricos y electrónicos juegan un papel relevante ya que la fabricación de cada uno requiere el consumo de importantes cantidades de materias primas, como metales, y el consumo de energía. Pero también suponen la generación de residuos altamente tóxicos y nocivos, no sólo para el planeta sino también para la salud humana. Para hacernos una idea de la magnitud del problema mencionar que tan solo los residuos electrónicos (ordenadores, móviles, televisores, entre otros.) que se generan cada año suponen más de 50Millones de toneladas de residuos'

CONSULTA LA GUIA